Yembó y Changó


El caballo de Changó

Changó era un rey muy poderoso  y un buen día desapareció su caballo favorito y no lo encontraban por ninguna parte, así que dió ordenes terminantes a sus soldados, de que trajeran vivo o muerto al que se lo había robado.
Por esos tiempos su madre, Yembó, que hacia muchos años que no se iba a consultar, estaba desmemoriada y enferma, pasando trabajos y necesidades. Se fue a registrar a una casa de santo e hizo ebbó y le salió que cuando fuera a la ciudad, llevara una rama de egue oca, bien verde.
La madre de Changó cumplió todo lo que le dijeron, y cuando paso por el bosque que estaba seco, debido a la temperatura y la gran sequía que asolaba la comarca, el caballo de Changó, que estaba hambriento, siguió detrás de la rama verde que llevaba en la mano de la madre de Changó, hasta la ciudad donde todo el mundo buscaba el caballo.

Cuando los soldados vieron a Yembú, venir con el caballo, la apresaron, llevándola ante la presencia del Rey. Este, cuando reconoció a su madre, dijo. Suelten a esa señora, que es mi madre. Y cuando se tiró en el suelo delante de su madre, todos los presentes hicieron lo mismo.

Este patakí nace en Obbarafún.

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s