¿Por qué se mata al gallo?


En los tiempos en que Elegguá y Oggún andaban separados y no se llevaban bien, Olofi no tenía confianza en ellos porque siempre lo dejaban dormido. De esto se dio cuenta el gallo y pensó que con su voz podría ganarse la confianza de Olofi, y así sucedió. El gallo siempre lo alertaba cantando cada vez que llegaba la hora y así Olofi se despertaba y el gallo hacía alarde de esa confianza. El gallo todos los días se paseaba por todos los rincones del palacio y sabia todas las cosas que había en el mismo.
Oggún le tenia odio al gallo y le dijo a Elegguá, para captarse su simpatía: “Oye tu sabes lo que me dijo el Gallo, que Olofi no es tan serio, porque él hace y deshace con una virgen allá dentro del cuarto, y cuando sale se hace el serio”.
Tan pronto Oggún le dijo esto a Elegguá, este fue corriendo donde estaba Olofi y le contó todo lo que le había dicho Oggún. Como Elegguá había visto una momia que Olofi tenia detrás del armario, el se preparo para cuando comenzara el careo entre el gallo y Oggún.
Inmediatamente Olofi mando a buscarlos y los puso frente a frente. Le pregunto a Oggún: “¿Es cierto que el gallo dijo lo que acaba de manifestarme Elegguá? ¿Que yo no soy serio y que hago y deshago con la Virgen en el aposento?”. “Si es cierto Babá, el Gallo me dijo eso”, respondió Ogún.

El gallo negó los cargos que se le hacían y a su vez acuso a Elegguá y a Oggún de pendencieros y revolucionarios.

Elegguá dijo: “Bueno Babá, ud. sabe que nosotros no entramos en el palacio y en cambio el gallo si lo hace, nosotros no podemos saber que Ud. tiene detrás del armario una mujer desnuda escondida allí”.
Olofi al oír esta aclaración de Elegguá, se estremeció, ya que era cierto que guardaba detrás del armario una momia, muestra de nuestro origen, esto lo vio Elegguá en un descuido y fue suficiente para pensar en la forma que iba a traicionar al gallo.
Entonces Olofi entendiendo que ni Elegguá, ni Oggún habían pasado por donde estaba la momia, dio por cierto lo que decían, y dijo: “Bueno Akukó por andar en compañía de dos, desde hoy en lo sucesivo, tu serás comido y alimento de los otros”. “Okua Oggún”. Cómanselo.

Y desde entonces, Oggún y Elegguá andan y comen juntos, hasta el sol de nuestros días.

(Este Patakí nace en Ogunda Tonti Ogunda)

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s